Marcas y modelos

En 1911, tres hermanos abrieron un pequeño taller en la ciudad italiana de Pesaro, en la costa del Adriático. A pesar de un origen tan humilde, en aquel pequeño taller nació una de las marcas más famosas y lóngevas de la industria motociclística italiana... y mundial.


En un primer momento el taller se centró en pequeñas reparaciones en general, tanto de motocicletas com de automóviles. Sin embargo, muy pronto pasaron de la reparación de los modelos ajenos, a la fabricación propia. Primero componentes de auos, después piezas para aviación. El estallido de la Primera Guerra Mundial supuso un gran impulso para la empresa.

Al finalizar la IWW en 1918, los hermanos aplicacron sus conocimientos para crear un nuevo medio de locomoción de bajo coste. ello daría lugar al primer motor construido por Benelli. Los comienzos de Benelli se centraron en un motor monocilíndrico de dos tiempos y 98 cc. que se instalaba en la parte delantera de una bicicleta, tal y como años más tarde haría la francesa Velosolex. La evolución de este motor daría lugar a una motocicleta de hasta 147 cc.

Benelli se introdujo en la competición de la mano de Antonio, el menor de los hermanos. La primera competición en que participó fue el Gran Premio de Monza en 1923, y empezó a ganar carreras.

Las victorias de Antonio, contribuyeron a extender la reputación de Benelli a lo largo y ancho de Europa.

En realidad, el éxito para Benelli en la competición llegó con la presentación de un modelo monocilíndrico de 175 cc. y un árbol de levas en culata. En 1932 apareció una versión con doble árbol de levas y cotas cuadradas de 60,5 mm. x 60,5 mm. Tres años más tarde se desarrollo una monocilíndrica de 248 cc.; Este modelo, conocido como Super Sport, tenía amortiguador trasero telescópico y se vendió muy bien.

En 1937, por desgracia para Benelli, Antonio falleció en un accidente mientras probaba una moto. Pero ya en 1939, Ted Mellors ganó el Tourist Trophy de la Isla de Man con la Super Sport en la categoría de ligeras.

A mediados de 1938, se adoptan turbo-compresores en la 250 Super Sport, y se construye una excelente tetracilíndrica que entregaba 60 CV.

El retorno tras la guerra. Hubo que reconstruir la fábrica tras la guerra y en ese momento se produjo una escisión en la familia. Uno de los hermanos fundó la marca Motobi.

En 1949, Ambrosini y Benelli consiguieron un buen puesto en el Campeonato y al año siguiente ganó la Copa del Mundo de 125 cc.

En 1951, Ambrosini muere en un entrenamiento para el GP de Francia, y Benelli se retira de la competición. En este año aparece una 125 cc, bautizada como "leoncino" (leoncito en Italiano); posteriormente vino la "leonessa" (leona), una bicilíndrica de 250 cc. con válvulas en culata.

Más deportiva era la monocilíndrica de 175 cc., que entregaba 12 CV a 8.000 vueltas, ya en el año 1959.

En ese mismo año, Benelli vuelve a la competición con Geoff Duke, Dickie Sale y Silvio Brassetti. Y en el 64, Tarquino Provini gana su primer premio para Benelli tras la vuelta a las carreras.

En 1969, Kel Carruthers gana el Campeonato Mundial de 250 cc. Por entonces Benelli presenta su primera "moto grande", la Tornado 650 cc. Dos años más tarde a pesar de los triunfos deportivos conseguidos, las ventas no son rentables y la empresa es comprada por Alejandro de Tomaso, propietario de moto Guzzi.

Ya en 1973 nace la 750 Seide, una superbike de 6 ciclíndros, y una tetracilíndrica de medio litro, la 500 Quattro. Pero a pesar de la calidad, estas motos no consiguen competir con el mercado japonés, con motos similares pero con costes de producción más baratos.

En 1989, Tomaso vende la marca a Biesse, que continua con la producción. Años después, 1997, Andrea Merloni toma el control de la empresa, lanzando una gama de agresivos scooters de 50 cc., aprovechando el auge de estos en la Europa de los 90.

En 2005, el conglomerado chino Qianjiang compra la marca al grupo Merloni.

A continuación podrás leer la prueba de modelo que nos ocupa publicado en la revista Motociclismo nº 611 de 1979

Descargar PDF

La 900 Sei fue la evolución de la primera Benelli con motor 6 cilindros, la 750 Sei. La Benelli 750 Sei nació en 1973 y se hizo famosa por su motor de 6 cilindros en línea de 65 cv refrigerado por aire con 3 carburadores, dos válvulas por cilindro capaz de alcanzar los 200 km/h. Este modelo presumía Benelli que gracias a la finura y ausencia de vibraciones de su motor, podías dejar una colilla encendida encima del depósito con el motor en marcha, y esta no se caía.

Benelli quiso evolucionar y perfeccionar su 750 Sei aumentando la cilindrada de esta a 906cc creando la 900 Sei con una estética renovada caracterizando la nueva estética más estilizada y con su pequeña cúpula. Variaba la geometria y las suspensiones. El motor aumentó la potencia a 80 caballos e incorporaba encendido electrónico en lugar de platinos. Mejoraron el delicado embrague de la 750 con un mejor tacto y robustez. A su vez perdió el encanto de incorporar 6 tubos de escape, para pasar de 6 colectores a dos tubos de escape. La 900 Sei nació en 1979 y fue evolucionando su modelo hasta 1989 dejando su producción ante la imposibilidad de poder competir con modelos japoneses de mayores prestaciones y tecnología, además de la crisis sufrida por la empresa y posterior cambio de accionariado.

A continuación puedes leer la prueba publicada en la revista Motociclismo nº 625

Descargar PDF

benelli 900 sei

La Benelli 250 2C es una motocicleta con motor bicilíndrico y 2 tiempos que anunciaba una potencia de 30 CV a 8.000 rpm y un peso de 138 kgs, lo que no estaba nada mal en su época (mediados años 70 y años 80). Destacaba por su buen comportamiento, diseño italiano y prestaciones (motor puntiagudo), todo ello a un precio competitivo, lo que hizo que se vendieran bastantes unidades en Europa. Su potencia y ligereza impulsaban la moto superando los 140 km/h. En nuestro país, con poca oferta de motos japonesas debido a las restricciones y altos aranceles, las Benelli 250 bicilíndricas eran una buena opción y se vendieron bien. En los años 80 debido a la entrada masiva de motocicletas japonesas, Benelli ya dejó de ser competitiva incluso con sus modelos de 6 cilindros, entrando en crisis y a partir de entonces cambió de propietario. En 1989 Tomaso vende la marca a Biesse, que continua con la producción. Años después en 1995, Andrea Merloni toma el control de la empresa, y finalmente en 2005, el gigante chino Qianjiang compra la marca al grupo Merloni.

Como dato curioso, la misma motocicleta se vendió bajo tres nombres diferentes: Benelli, MotoBi y Moto Guzzi.

A continuación puedes descargar y leer el extenso reportaje publicado en la revista Motociclismo de la primera quincena de 1974.

Descargar PDF

benelli 250 2C

La Benelli 750 Sei nació en 1973 y se hizo famosa por su motor de 6 cilindros en línea de 65 cv refrigerado por aire con 3 carburadores, dos válvulas por cilindro capaz de alcanzar los 200 km/h. La 750 Sei fue una revolución en el mercado por ser la única moto en serie con 6 cilindros, impactando su diseño con 6 tubos de escape. Tomaba la base del motor Honda CB 500 de cuatro cilindros, pero añadiendo dos cilindros. No era un motor excesivamente ancho pues incorporaba el alternador detrás de los cilindros en lugar del extremo del motor como en la mayoría de casos. Este modelo presumía Benelli que gracias a la finura y ausencia de vibraciones de su motor, podías dejar una colilla encendida encima del depósito con el motor en marcha, y esta no se caía.

Posteriormente la 750 Sei evolucionó a la 900 Sei con más potencia (80 cv) y mejoras técnicas además de estéticas, donde podrás leer el reportaje también en la misma web.

La Benelli 750 Sei fue la única motocicleta de seis cilindros en la producción hasta la entrada de la Honda CBX en 1978. Hoy en día es una motocicleta de culto y muy valorada por los coleccionistas con un valor de mercado cada vez más a la alza. En España tienes el Benelli Club de España gestionado por Enrique Martínez, donde a continuación podrás ver una de sus unidades.

A continuación puedes leer el reportaje publicado en la revista Solo Moto 30 nº 152

Descargar PDF

RED 1